Inspirándose en la búsqueda de la belleza infinita, SENSAI combina una avanzada tecnología aplicada al cuidado de la piel con el poder supremo de su exquisito ingrediente estrella, la Seda Koishimaru. Esta extraordinaria fusión de ciencia y naturaleza actúa en armonía con el cuerpo, creando una piel perfecta y sedosa que realza la belleza única de cada mujer. La Seda Koishimaru, una fibra excepcional anteriormente reservada a la familia imperial, hace posible que la promesa de SENSAI, lograr una piel sedosa, se haga realidad. Estimulando la producción de ácido hialurónico, libera en las células una inmensa capacidad de hidratación, un entorno vivificador en el que la piel queda nutrida, hidratada y bella. Para conseguir su objetivo principal, una piel extraordinaria, SENSAI recomienda un ritual de cuidado facial único denominado Saho, un proceso que consta de tres pasos diseñado para ser practicado todos los días de la misma forma y obtener así un resultado inmaculado. Creemos que repitiendo este método balsámico y relajante es posible descubrir la forma óptima de lograr una piel sedosa y avanzar en el camino de la belleza infinita.